Nuevas recetas

13 alimentos que pueden ayudarlo a mantener una buena vista

13 alimentos que pueden ayudarlo a mantener una buena vista


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Lo que come puede afectar qué tan bien puede ver

13 alimentos que pueden ayudarlo a mantener una buena vista

La calidad de su visión está determinada por varios factores diferentes, pero es posible que no sepa que su salud y dieta en general pueden ayudar o dañar su vista. Incluso si tiene la suerte de tener una visión de 20 a 20, hay ciertos alimentos que mantienen la salud de sus ojos.

Açaí

Açaí está cargado de vitaminas A y C ”, dice Bennett. "Esta comida rica en antioxidantes protege la retina del daño de los radicales libres ".

Arándanos

"De acuerdo a una Universidad de Tufts estudio, los arándanos pueden ayudar a reducir el riesgo de cataratas, glaucoma, enfermedades cardíacas, cáncer y otras afecciones ”, dice Deviney. "Comer arándanos mejora regularmente la visión y fortalece los vasos sanguíneos en la parte posterior de los ojos ". Los arándanos no solo ayudan a la vista, sino que también mejorar tu piel.

Zanahorias

Zanahorias puede que no elimine su necesidad de anteojos, pero tienen un alto contenido de betacaroteno, que se convierte en vitamina A cuando el cuerpo lo absorbe ”, dice Deviney. "Vitamina A, que se compone de varios antioxidantes, protege la superficie del ojo para disminuir el riesgo de infecciones oculares y otras enfermedades infecciosas ".

Huevos

Huevos son otro ejemplo de alimentos ricos en antioxidantes que son beneficiosos para los ojos ”, dice Deviney. “Los huevos también contienen luteína y un estudio demostró que, en comparación con las verduras de hoja verde, el cuerpo puede absorber estos antioxidantes mejor con huevos ".

Verduras de hoja verde

Ahora, aquí hay otra razón para come tus vegetales verdes. “Para mantener una vista saludable, asegúrese de comer espinacas junto con otras verduras de hoja verde, como la col rizada, la acelga y el brócoli”, dice Deviney. "Estas verduras de hoja verde están llenas de vitamina C, betacaroteno, luteína y zeaxantina. Se cree que la luteína y la zeaxantina en la mácula impiden que la luz azul llegue a las estructuras subyacentes de la retina y reducen el riesgo de daño inducido por la luz que podría conducir a la degeneración macular (DMAE) ”.

Nueces y semillas

iStock / Thinkstock

"Las vitaminas C y E trabajan juntas para mantener los tejidos sanos fuertes, pero la mayoría de nosotros no obtenemos tanta vitamina E como deberíamos de los alimentos", dice Rene Ficek, dietista registrado y nutricionista dietista principal en Alimentación saludable de Seattle Sutton. "Toma un puñado de semillas de girasol, o use una cucharada de aceite de germen de trigo en su aderezo para ensaladas para un gran impulso. Las almendras, nueces y aceites vegetales también son buenas fuentes ".

Carne roja

Disfrutando filete de vez en cuando puede que no sea algo malo después de todo. "Aunque a menudo tiene una mala reputación, carne roja es una gran fuente del mineral zinc, que se encuentra en la mácula del ojo y también es importante para la función inmunológica ”, dice Bennett.

Espinacas

iStock / Thinkstock

Espinacas contiene cuatro cualidades protectoras de los ojos: vitamina C, betacaroteno, luteína y zeaxantina ”, dice Mona Bagga, cirujana ocular en Instituto Assil Eye. "Debido a que absorben entre el 40 y el 90 por ciento de la intensidad de la luz azul, la espinaca es como un protector solar para los ojos".

Patatas dulces

Thinkstock / jcrader

Las zanahorias no son las únicas verduras de color naranja que pueden ayudar a sus ojos. "Patatas dulces son ricas en betacaroteno y antioxidantes y ayudan a reducir el riesgo de degeneración macular y cataratas ”, dice Bagga.

Tomates

Thinkstock

Tomates, que están llenos de carotenoides y vitamina A, que pueden ayudar a mantener el cristalino y la retina sanos y funcionando correctamente ”, dice Dave Ardaya, optometrista del Asociación de Optometría de California.

Berro

Thinkstock / robynmac

"La ingesta alta de luteína y zeaxantina en la dieta está relacionada con un menor riesgo de degeneración macular (ocular) avanzada relacionada con la edad, la causa más común de ceguera en adultos", dice Renee Cooper de Gourmet en vivo. "Una taza de berros crudos contiene más de 1.900 microgramos de luteína y zeaxantina, lo que sugiere que el consumo de berros podría ayudar a prevenir la aparición de la degeneración macular que roba la visión ".

Salmón salvaje

Salmón salvaje capturado contiene grasas omega-3, que brindan soporte estructural para ayudar al funcionamiento de la retina ”, dice Farley. “El salmón contiene un poderoso antioxidante llamado astaxantina, que es especialmente beneficioso para proteger nuevamente las enfermedades oculares”.


Alimentos para ayudar a reducir el riesgo de glaucoma

El glaucoma es una de las principales causas de ceguera entre los adultos. La enfermedad implica un aumento de la presión en el ojo, lo que distorsiona la forma del globo ocular, daña el cristalino del ojo y provoca ceguera. Esta enfermedad se puede mitigar hasta cierto punto con gotas para los ojos, y el cannabis también ha demostrado ser útil. Lamentablemente, muchas personas quedan ciegas debido al glaucoma.

Ahora, un estudio ha demostrado que comer los alimentos adecuados puede ayudar a reducir el riesgo de glaucoma, prevenir la enfermedad y ayudar a las personas a mantener una vista saludable durante más tiempo. Los investigadores publicaron sus hallazgos en los Archivos de la Sociedad Española de Oftalmología.

Los médicos saben desde hace algún tiempo que demasiada sal puede aumentar la presión arterial general, lo que lleva a un aumento de la presión intraocular en los ojos y exacerba el glaucoma. Por lo tanto, el consumo moderado de sal ha sido una recomendación dietética estándar para aquellos con o en riesgo de tener glaucoma. Pero el estudio español va más allá, examinando las dietas de las personas en dos estudios oftalmológicos estadounidenses y en un estudio de Rotterdam.

Según estos grandes estudios de población, la ingesta de alimentos ricos en retinol, una forma de vitamina A, ayuda a reducir el riesgo de glaucoma. Los alimentos ricos en retinol incluyen leche, hígado, queso y mantequilla. Curiosamente, no hubo evidencia de que una dieta rica en grasas alimenticias tenga algún papel en la promoción del glaucoma, aunque está bien establecido que, en general, la ingesta excesiva de grasas contribuye a la obesidad y las enfermedades cardiovasculares.

Profundizando, los investigadores vieron una correlación entre tasas más bajas de glaucoma y un mayor consumo de verduras de hoja verde (especialmente repollo), zanahorias, frutas y jugos de frutas en general, y especialmente frutas de color naranja como melocotones y albaricoques.

El estudio español también recomendó alimentos con alto contenido de antioxidantes, como el té verde, el chocolate (cuanto más oscuro y amargo, mejor), el café (omita el azúcar y no tome la crema) y el té negro normal. Al mismo tiempo, advirtieron que aquellos que tienen casos bien establecidos de glaucoma deben consumir poca o ninguna cafeína, ya que puede aumentar la presión intraocular y exacerbar la enfermedad.

En gran medida, el estudio destacó los beneficios de los sospechosos habituales. Las verduras de hoja verde y los alimentos coloridos se citan por sus beneficios protectores y preventivos de enfermedades, debido en gran parte a su concentración de antioxidantes beneficiosos. Los alimentos ricos en flavonol, en particular el té, el té verde, el café y el chocolate, ofrecen beneficios preventivos que se extienden hasta el glaucoma. Y también se recomienda el vino tinto, con su importante carga antioxidante.

En el estudio de glaucoma, los investigadores proporcionaron un conjunto de pautas de siete puntos para reducir el riesgo. Son:

1. Consuma cantidades abundantes de frutas y verduras de colores.
2. Evite la ingesta elevada de sal en pacientes con glaucoma hipertensivo.
3. Abstenerse de dietas altas en calorías (restricción de grasas) para evitar un aumento de grasa corporal.
4. Considere comer pescado o frutos secos ricos en omega-3 PFA, que parecen reducir el riesgo.
5. Evite beber grandes cantidades de líquido en una sola toma. Es preferible beber pequeñas cantidades a lo largo del día.
6. Consuma cantidades moderadas de vino tinto, chocolate negro y té verde.
7. Evite el café y las bebidas con cafeína para reducir el aumento de la presión arterial si ya tiene glaucoma.

Hace cientos de años, Hipócrates, considerado el padre de la medicina moderna, dijo: "Deja que tu comida sea tu medicina". Nuestras abuelas decían más o menos lo mismo. Ahora parece que incluso con una de las principales causas de ceguera, este consejo es realmente sabio.


Alimentos para ayudar a reducir el riesgo de glaucoma

El glaucoma es una de las principales causas de ceguera entre los adultos. La enfermedad implica un aumento de la presión en el ojo, lo que distorsiona la forma del globo ocular, daña el cristalino del ojo y provoca ceguera. Esta enfermedad se puede mitigar hasta cierto punto con gotas para los ojos, y el cannabis también ha demostrado ser útil. Lamentablemente, muchas personas quedan ciegas debido al glaucoma.

Ahora, un estudio ha demostrado que comer los alimentos adecuados puede ayudar a reducir el riesgo de glaucoma, prevenir la enfermedad y ayudar a las personas a mantener una vista saludable durante más tiempo. Los investigadores informaron de sus hallazgos en los Archivos de la Sociedad Española de Oftalmología.

Los médicos saben desde hace algún tiempo que demasiada sal puede aumentar la presión arterial general, lo que lleva a un aumento de la presión intraocular en los ojos y exacerba el glaucoma. Por lo tanto, el consumo moderado de sal ha sido una recomendación dietética estándar para aquellos con o en riesgo de tener glaucoma. Pero el estudio español va más allá, examinando las dietas de las personas en dos estudios oftalmológicos estadounidenses y en un estudio de Rotterdam.

Según estos grandes estudios de población, la ingesta de alimentos ricos en retinol, una forma de vitamina A, ayuda a reducir el riesgo de glaucoma. Los alimentos ricos en retinol incluyen leche, hígado, queso y mantequilla. Curiosamente, no hubo evidencia de que una dieta rica en grasas alimenticias tenga algún papel en la promoción del glaucoma, aunque está bien establecido que, en general, la ingesta excesiva de grasas contribuye a la obesidad y las enfermedades cardiovasculares.

Profundizando, los investigadores vieron una correlación entre tasas más bajas de glaucoma y un mayor consumo de verduras de hoja verde (especialmente repollo), zanahorias, frutas y jugos de frutas en general, y especialmente frutas de color naranja como melocotones y albaricoques.

El estudio español también recomendó alimentos con alto contenido de antioxidantes, como el té verde, el chocolate (cuanto más oscuro y amargo, mejor), el café (omita el azúcar y no tome la crema) y el té negro normal. Al mismo tiempo, advirtieron que quienes tienen casos bien establecidos de glaucoma deben consumir poca o ninguna cafeína, ya que puede aumentar la presión intraocular y exacerbar la enfermedad.

En gran medida, el estudio destacó los beneficios de los sospechosos habituales. Las verduras de hoja verde y los alimentos coloridos se citan por sus beneficios protectores y preventivos de enfermedades, debido en gran parte a su concentración de antioxidantes beneficiosos. Los alimentos ricos en flavonol, en particular el té, el té verde, el café y el chocolate, ofrecen beneficios preventivos que se extienden hasta el glaucoma. Y también se recomienda el vino tinto, con su importante carga antioxidante.

En el estudio de glaucoma, los investigadores proporcionaron un conjunto de pautas de siete puntos para reducir el riesgo. Son:

1. Consuma cantidades abundantes de frutas y verduras de colores.
2. Evite la ingesta elevada de sal en pacientes con glaucoma hipertensivo.
3. Abstenerse de dietas altas en calorías (restricción de grasas) para evitar un aumento de grasa corporal.
4. Considere comer pescado o frutos secos ricos en omega-3 PFA, que parecen reducir el riesgo.
5. Evite beber grandes cantidades de líquido en una sola toma. Es preferible beber pequeñas cantidades a lo largo del día.
6. Consuma cantidades moderadas de vino tinto, chocolate negro y té verde.
7. Evite el café y las bebidas con cafeína para reducir el aumento de la presión arterial si ya tiene glaucoma.

Hace cientos de años, Hipócrates, considerado el padre de la medicina moderna, dijo: "Deja que tu comida sea tu medicina". Nuestras abuelas decían más o menos lo mismo. Ahora parece que incluso con una de las principales causas de ceguera, este consejo es realmente sabio.


Alimentos para ayudar a reducir el riesgo de glaucoma

El glaucoma es una de las principales causas de ceguera entre los adultos. La enfermedad implica un aumento de la presión en el ojo, lo que distorsiona la forma del globo ocular, daña el cristalino del ojo y provoca ceguera. Esta enfermedad se puede mitigar hasta cierto punto con gotas para los ojos, y el cannabis también ha demostrado ser útil. Lamentablemente, muchas personas quedan ciegas debido al glaucoma.

Ahora, un estudio ha demostrado que comer los alimentos adecuados puede ayudar a reducir el riesgo de glaucoma, prevenir la enfermedad y ayudar a las personas a mantener una vista saludable durante más tiempo. Los investigadores publicaron sus hallazgos en los Archivos de la Sociedad Española de Oftalmología.

Los médicos saben desde hace algún tiempo que demasiada sal puede aumentar la presión arterial general, lo que lleva a un aumento de la presión intraocular en los ojos y exacerba el glaucoma. Por lo tanto, el consumo moderado de sal ha sido una recomendación dietética estándar para aquellos con o en riesgo de tener glaucoma. Pero el estudio español va más allá, examinando las dietas de las personas en dos estudios oftalmológicos estadounidenses y en un estudio de Rotterdam.

Según estos grandes estudios de población, la ingesta de alimentos ricos en retinol, una forma de vitamina A, ayuda a reducir el riesgo de glaucoma. Los alimentos ricos en retinol incluyen leche, hígado, queso y mantequilla. Curiosamente, no hubo evidencia de que una dieta rica en grasas alimenticias tenga algún papel en la promoción del glaucoma, aunque está bien establecido que, en general, la ingesta excesiva de grasas contribuye a la obesidad y las enfermedades cardiovasculares.

Profundizando, los investigadores vieron una correlación entre las tasas más bajas de glaucoma y un mayor consumo de verduras de hoja verde (especialmente repollo), zanahorias, frutas y jugos de frutas en general, y especialmente frutas de color naranja como melocotones y albaricoques.

El estudio español también recomendó alimentos con alto contenido de antioxidantes, como el té verde, el chocolate (cuanto más oscuro y amargo, mejor), el café (omita el azúcar y no tome la crema) y el té negro normal. Al mismo tiempo, advirtieron que aquellos que tienen casos bien establecidos de glaucoma deben consumir poca o ninguna cafeína, ya que puede aumentar la presión intraocular y exacerbar la enfermedad.

En gran medida, el estudio destacó los beneficios de los sospechosos habituales. Las verduras de hoja verde y los alimentos coloridos se citan por sus beneficios protectores y preventivos de enfermedades, debido en gran parte a su concentración de antioxidantes beneficiosos. Los alimentos ricos en flavonol, en particular el té, el té verde, el café y el chocolate, ofrecen beneficios preventivos que se extienden hasta el glaucoma. Y también se recomienda el vino tinto, con su importante carga antioxidante.

En el estudio de glaucoma, los investigadores proporcionaron un conjunto de pautas de siete puntos para reducir el riesgo. Son:

1. Consuma cantidades abundantes de frutas y verduras de colores.
2. Evite la ingesta elevada de sal en pacientes con glaucoma hipertensivo.
3. Abstenerse de dietas altas en calorías (restricción de grasas) para evitar un aumento de grasa corporal.
4. Considere comer pescado o frutos secos ricos en omega-3 PFA, que parecen reducir el riesgo.
5. Evite beber grandes cantidades de líquido en una sola toma. Es preferible beber pequeñas cantidades a lo largo del día.
6. Consuma cantidades moderadas de vino tinto, chocolate negro y té verde.
7. Evite el café y las bebidas con cafeína para reducir el aumento de la presión arterial si ya tiene glaucoma.

Hace cientos de años, Hipócrates, considerado el padre de la medicina moderna, dijo: "Deja que tu comida sea tu medicina". Nuestras abuelas decían más o menos lo mismo. Ahora parece que incluso con una de las principales causas de ceguera, este consejo es realmente sabio.


Alimentos para ayudar a reducir el riesgo de glaucoma

El glaucoma es una de las principales causas de ceguera entre los adultos. La enfermedad implica un aumento de la presión en el ojo, lo que distorsiona la forma del globo ocular, daña el cristalino del ojo y provoca ceguera. Esta enfermedad se puede mitigar hasta cierto punto con gotas para los ojos, y el cannabis también ha demostrado ser útil. Lamentablemente, muchas personas quedan ciegas debido al glaucoma.

Ahora, un estudio ha demostrado que comer los alimentos adecuados puede ayudar a reducir el riesgo de glaucoma, prevenir la enfermedad y ayudar a las personas a mantener una vista saludable durante más tiempo. Los investigadores publicaron sus hallazgos en los Archivos de la Sociedad Española de Oftalmología.

Los médicos saben desde hace algún tiempo que demasiada sal puede aumentar la presión arterial general, lo que lleva a un aumento de la presión intraocular en los ojos y exacerba el glaucoma. Por lo tanto, el consumo moderado de sal ha sido una recomendación dietética estándar para aquellos con o en riesgo de tener glaucoma. Pero el estudio español va más allá, examinando las dietas de las personas en dos estudios oftalmológicos estadounidenses y en un estudio de Rotterdam.

Según estos grandes estudios de población, la ingesta de alimentos ricos en retinol, una forma de vitamina A, ayuda a reducir el riesgo de glaucoma. Los alimentos ricos en retinol incluyen leche, hígado, queso y mantequilla. Curiosamente, no hubo evidencia de que una dieta rica en grasas alimenticias tenga algún papel en la promoción del glaucoma, aunque está bien establecido que, en general, la ingesta excesiva de grasas contribuye a la obesidad y las enfermedades cardiovasculares.

Profundizando, los investigadores vieron una correlación entre tasas más bajas de glaucoma y un mayor consumo de verduras de hoja verde (especialmente repollo), zanahorias, frutas y jugos de frutas en general, y especialmente frutas de color naranja como melocotones y albaricoques.

El estudio español también recomendó alimentos con alto contenido de antioxidantes, como el té verde, el chocolate (cuanto más oscuro y amargo, mejor), el café (omita el azúcar y no tome la crema) y el té negro normal. Al mismo tiempo, advirtieron que quienes tienen casos bien establecidos de glaucoma deben consumir poca o ninguna cafeína, ya que puede aumentar la presión intraocular y exacerbar la enfermedad.

En gran medida, el estudio destacó los beneficios de los sospechosos habituales. Las verduras de hoja verde y los alimentos coloridos se citan por sus beneficios protectores y preventivos de enfermedades, debido en gran parte a su concentración de antioxidantes beneficiosos. Los alimentos ricos en flavonol, en particular el té, el té verde, el café y el chocolate, ofrecen beneficios preventivos que se extienden hasta el glaucoma. Y también se recomienda el vino tinto, con su importante carga antioxidante.

En el estudio de glaucoma, los investigadores proporcionaron un conjunto de pautas de siete puntos para reducir el riesgo. Son:

1. Consuma cantidades abundantes de frutas y verduras de colores.
2. Evite la ingesta elevada de sal en pacientes con glaucoma hipertensivo.
3. Abstenerse de dietas altas en calorías (restricción de grasas) para evitar un aumento de grasa corporal.
4. Considere comer pescado o frutos secos ricos en omega-3 PFA, que parecen reducir el riesgo.
5. Evite beber grandes cantidades de líquido en una sola toma. Es preferible beber pequeñas cantidades a lo largo del día.
6. Consuma cantidades moderadas de vino tinto, chocolate negro y té verde.
7. Evite el café y las bebidas con cafeína para reducir el aumento de la presión arterial si ya tiene glaucoma.

Hace cientos de años, Hipócrates, considerado el padre de la medicina moderna, dijo: "Deja que tu comida sea tu medicina". Nuestras abuelas decían más o menos lo mismo. Ahora parece que incluso con una de las principales causas de ceguera, este consejo es realmente sabio.


Alimentos para ayudar a reducir el riesgo de glaucoma

El glaucoma es una de las principales causas de ceguera entre los adultos. La enfermedad implica un aumento de la presión en el ojo, lo que distorsiona la forma del globo ocular, daña el cristalino del ojo y provoca ceguera. Esta enfermedad se puede mitigar hasta cierto punto con gotas para los ojos, y el cannabis también ha demostrado ser útil. Lamentablemente, muchas personas quedan ciegas debido al glaucoma.

Ahora, un estudio ha demostrado que comer los alimentos adecuados puede ayudar a reducir el riesgo de glaucoma, prevenir la enfermedad y ayudar a las personas a mantener una vista saludable durante más tiempo. Los investigadores informaron de sus hallazgos en los Archivos de la Sociedad Española de Oftalmología.

Los médicos saben desde hace algún tiempo que demasiada sal puede aumentar la presión arterial general, lo que lleva a un aumento de la presión intraocular en los ojos y exacerba el glaucoma. Por lo tanto, el consumo moderado de sal ha sido una recomendación dietética estándar para aquellos con o en riesgo de tener glaucoma. Pero el estudio español va más allá, examinando las dietas de las personas en dos estudios oftalmológicos estadounidenses y en un estudio de Rotterdam.

Según estos grandes estudios de población, la ingesta de alimentos ricos en retinol, una forma de vitamina A, ayuda a reducir el riesgo de glaucoma. Los alimentos ricos en retinol incluyen leche, hígado, queso y mantequilla. Curiosamente, no hubo evidencia de que una dieta rica en grasas alimenticias tenga algún papel en la promoción del glaucoma, aunque está bien establecido que, en general, la ingesta excesiva de grasas contribuye a la obesidad y las enfermedades cardiovasculares.

Profundizando, los investigadores vieron una correlación entre tasas más bajas de glaucoma y un mayor consumo de verduras de hoja verde (especialmente repollo), zanahorias, frutas y jugos de frutas en general, y especialmente frutas de color naranja como melocotones y albaricoques.

El estudio español también recomendó alimentos con alto contenido de antioxidantes, como el té verde, el chocolate (cuanto más oscuro y amargo, mejor), el café (omita el azúcar y no tome la crema) y el té negro normal. Al mismo tiempo, advirtieron que aquellos que tienen casos bien establecidos de glaucoma deben consumir poca o ninguna cafeína, ya que puede aumentar la presión intraocular y exacerbar la enfermedad.

En gran medida, el estudio destacó los beneficios de los sospechosos habituales. Las verduras de hoja verde y los alimentos coloridos se citan por sus beneficios protectores y preventivos de enfermedades, debido en gran parte a su concentración de antioxidantes beneficiosos. Los alimentos ricos en flavonol, en particular el té, el té verde, el café y el chocolate, ofrecen beneficios preventivos que se extienden hasta el glaucoma. Y también se recomienda el vino tinto, con su importante carga antioxidante.

En el estudio de glaucoma, los investigadores proporcionaron un conjunto de pautas de siete puntos para reducir el riesgo. Son:

1. Consuma cantidades abundantes de frutas y verduras de colores.
2. Evite la ingesta elevada de sal en pacientes con glaucoma hipertensivo.
3. Abstenerse de dietas altas en calorías (restricción de grasas) para evitar un aumento de grasa corporal.
4. Considere comer pescado o frutos secos ricos en omega-3 PFA, que parecen reducir el riesgo.
5. Evite beber grandes cantidades de líquido en una sola toma. Es preferible beber pequeñas cantidades a lo largo del día.
6. Consuma cantidades moderadas de vino tinto, chocolate negro y té verde.
7. Evite el café y las bebidas con cafeína para reducir el aumento de la presión arterial si ya tiene glaucoma.

Hace cientos de años, Hipócrates, considerado el padre de la medicina moderna, dijo: "Deja que tu comida sea tu medicina". Nuestras abuelas decían más o menos lo mismo. Ahora parece que incluso con una de las principales causas de ceguera, este consejo es realmente sabio.


Alimentos para ayudar a reducir el riesgo de glaucoma

El glaucoma es una de las principales causas de ceguera entre los adultos. La enfermedad implica un aumento de la presión en el ojo, lo que distorsiona la forma del globo ocular, daña el cristalino del ojo y provoca ceguera. Esta enfermedad se puede mitigar hasta cierto punto con gotas para los ojos, y el cannabis también ha demostrado ser útil. Lamentablemente, muchas personas quedan ciegas debido al glaucoma.

Ahora, un estudio ha demostrado que comer los alimentos adecuados puede ayudar a reducir el riesgo de glaucoma, prevenir la enfermedad y ayudar a las personas a mantener una vista saludable durante más tiempo. Los investigadores informaron de sus hallazgos en los Archivos de la Sociedad Española de Oftalmología.

Los médicos saben desde hace algún tiempo que demasiada sal puede aumentar la presión arterial general, lo que lleva a un aumento de la presión intraocular en los ojos y exacerba el glaucoma. Por lo tanto, el consumo moderado de sal ha sido una recomendación dietética estándar para aquellos con o en riesgo de tener glaucoma. Pero el estudio español va más allá, examinando las dietas de las personas en dos estudios oftalmológicos estadounidenses y en un estudio de Rotterdam.

Según estos grandes estudios de población, la ingesta de alimentos ricos en retinol, una forma de vitamina A, ayuda a reducir el riesgo de glaucoma. Los alimentos ricos en retinol incluyen leche, hígado, queso y mantequilla. Curiosamente, no hubo evidencia de que una dieta rica en grasas alimenticias tenga algún papel en la promoción del glaucoma, aunque está bien establecido que, en general, la ingesta excesiva de grasas contribuye a la obesidad y las enfermedades cardiovasculares.

Profundizando, los investigadores vieron una correlación entre tasas más bajas de glaucoma y un mayor consumo de verduras de hoja verde (especialmente repollo), zanahorias, frutas y jugos de frutas en general, y especialmente frutas de color naranja como melocotones y albaricoques.

El estudio español también recomendó alimentos con alto contenido de antioxidantes, como el té verde, el chocolate (cuanto más oscuro y amargo, mejor), el café (omita el azúcar y no tome la crema) y el té negro normal. Al mismo tiempo, advirtieron que quienes tienen casos bien establecidos de glaucoma deben consumir poca o ninguna cafeína, ya que puede aumentar la presión intraocular y exacerbar la enfermedad.

En gran medida, el estudio destacó los beneficios de los sospechosos habituales. Las verduras de hoja verde y los alimentos coloridos se citan por sus beneficios protectores y preventivos de enfermedades, debido en gran parte a su concentración de antioxidantes beneficiosos. Los alimentos ricos en flavonol, en particular el té, el té verde, el café y el chocolate, ofrecen beneficios preventivos que se extienden hasta el glaucoma. Y también se recomienda el vino tinto, con su importante carga antioxidante.

En el estudio de glaucoma, los investigadores proporcionaron un conjunto de pautas de siete puntos para reducir el riesgo. Son:

1. Consuma cantidades abundantes de frutas y verduras de colores.
2. Evite la ingesta elevada de sal en pacientes con glaucoma hipertensivo.
3. Abstenerse de dietas altas en calorías (restricción de grasas) para evitar un aumento de grasa corporal.
4. Considere comer pescado o frutos secos ricos en omega-3 PFA, que parecen reducir el riesgo.
5. Evite beber grandes cantidades de líquido en una sola toma. Es preferible beber pequeñas cantidades a lo largo del día.
6. Consuma cantidades moderadas de vino tinto, chocolate negro y té verde.
7. Evite el café y las bebidas con cafeína para reducir el aumento de la presión arterial si ya tiene glaucoma.

Hace cientos de años, Hipócrates, considerado el padre de la medicina moderna, dijo: "Deja que tu comida sea tu medicina". Nuestras abuelas decían más o menos lo mismo. Ahora parece que incluso con una de las principales causas de ceguera, este consejo es realmente sabio.


Alimentos para ayudar a reducir el riesgo de glaucoma

El glaucoma es una de las principales causas de ceguera entre los adultos. La enfermedad implica un aumento de la presión en el ojo, lo que distorsiona la forma del globo ocular, daña el cristalino del ojo y provoca ceguera. Esta enfermedad se puede mitigar hasta cierto punto con gotas para los ojos, y el cannabis también ha demostrado ser útil. Lamentablemente, muchas personas quedan ciegas debido al glaucoma.

Ahora, un estudio ha demostrado que comer los alimentos adecuados puede ayudar a reducir el riesgo de glaucoma, prevenir la enfermedad y ayudar a las personas a mantener una vista saludable durante más tiempo. Los investigadores informaron de sus hallazgos en los Archivos de la Sociedad Española de Oftalmología.

Los médicos saben desde hace algún tiempo que demasiada sal puede aumentar la presión arterial general, lo que lleva a un aumento de la presión intraocular en los ojos y exacerba el glaucoma. Por lo tanto, el consumo moderado de sal ha sido una recomendación dietética estándar para aquellos con o en riesgo de tener glaucoma. Pero el estudio español va más allá, examinando las dietas de las personas en dos estudios oftalmológicos estadounidenses y en un estudio de Rotterdam.

Según estos grandes estudios de población, la ingesta de alimentos ricos en retinol, una forma de vitamina A, ayuda a reducir el riesgo de glaucoma. Los alimentos ricos en retinol incluyen leche, hígado, queso y mantequilla. Curiosamente, no hubo evidencia de que una dieta rica en grasas alimenticias tenga algún papel en la promoción del glaucoma, aunque está bien establecido que, en general, la ingesta excesiva de grasas contribuye a la obesidad y las enfermedades cardiovasculares.

Profundizando, los investigadores vieron una correlación entre tasas más bajas de glaucoma y un mayor consumo de verduras de hoja verde (especialmente repollo), zanahorias, frutas y jugos de frutas en general, y especialmente frutas de color naranja como melocotones y albaricoques.

El estudio español también recomendó alimentos con alto contenido de antioxidantes, como el té verde, el chocolate (cuanto más oscuro y amargo, mejor), el café (omita el azúcar y no tome la crema) y el té negro normal. Al mismo tiempo, advirtieron que aquellos que tienen casos bien establecidos de glaucoma deben consumir poca o ninguna cafeína, ya que puede aumentar la presión intraocular y exacerbar la enfermedad.

En gran medida, el estudio destacó los beneficios de los sospechosos habituales. Las verduras de hoja verde y los alimentos coloridos se citan por sus beneficios protectores y preventivos de enfermedades, debido en gran parte a su concentración de antioxidantes beneficiosos. Los alimentos ricos en flavonol, en particular el té, el té verde, el café y el chocolate, ofrecen beneficios preventivos que se extienden hasta el glaucoma. Y también se recomienda el vino tinto, con su importante carga antioxidante.

En el estudio de glaucoma, los investigadores proporcionaron un conjunto de pautas de siete puntos para reducir el riesgo. Son:

1. Consuma cantidades abundantes de frutas y verduras de colores.
2. Evite la ingesta elevada de sal en pacientes con glaucoma hipertensivo.
3. Abstenerse de dietas altas en calorías (restricción de grasas) para evitar un aumento de grasa corporal.
4. Considere comer pescado o frutos secos ricos en omega-3 PFA, que parecen reducir el riesgo.
5. Evite beber grandes cantidades de líquido en una sola toma. Es preferible beber pequeñas cantidades a lo largo del día.
6. Consuma cantidades moderadas de vino tinto, chocolate negro y té verde.
7. Evite el café y las bebidas con cafeína para reducir el aumento de la presión arterial si ya tiene glaucoma.

Hace cientos de años, Hipócrates, considerado el padre de la medicina moderna, dijo: "Deja que tu comida sea tu medicina". Nuestras abuelas decían más o menos lo mismo. Ahora parece que incluso con una de las principales causas de ceguera, este consejo es realmente sabio.


Alimentos para ayudar a reducir el riesgo de glaucoma

El glaucoma es una de las principales causas de ceguera entre los adultos. La enfermedad implica un aumento de la presión en el ojo, lo que distorsiona la forma del globo ocular, daña el cristalino del ojo y provoca ceguera. Esta enfermedad se puede mitigar hasta cierto punto con gotas para los ojos, y el cannabis también ha demostrado ser útil. Lamentablemente, muchas personas quedan ciegas debido al glaucoma.

Ahora, un estudio ha demostrado que comer los alimentos adecuados puede ayudar a reducir el riesgo de glaucoma, prevenir la enfermedad y ayudar a las personas a mantener una vista saludable durante más tiempo. Los investigadores informaron de sus hallazgos en los Archivos de la Sociedad Española de Oftalmología.

Los médicos saben desde hace algún tiempo que demasiada sal puede aumentar la presión arterial general, lo que lleva a un aumento de la presión intraocular en los ojos y exacerba el glaucoma. Por lo tanto, el consumo moderado de sal ha sido una recomendación dietética estándar para aquellos con o en riesgo de tener glaucoma. Pero el estudio español va más allá, examinando las dietas de las personas en dos estudios oftalmológicos estadounidenses y en un estudio de Rotterdam.

Según estos grandes estudios de población, la ingesta de alimentos ricos en retinol, una forma de vitamina A, ayuda a reducir el riesgo de glaucoma. Los alimentos ricos en retinol incluyen leche, hígado, queso y mantequilla. Curiosamente, no hubo evidencia de que una dieta rica en grasas alimenticias tenga algún papel en la promoción del glaucoma, aunque está bien establecido que, en general, la ingesta excesiva de grasas contribuye a la obesidad y las enfermedades cardiovasculares.

Digging deeper, the researchers saw a correlation between lower rates of glaucoma and higher consumption of leafy green vegetables (notably cabbage), carrots, fruits and fruit juices in general, and especially orange-colored fruits such as peaches and apricots.

The Spanish study also recommended high antioxidant foods including green tea, chocolate (the darker and more bitter the better), coffee (skip the sugar and go easy on the cream), and regular black tea. At the same time, they cautioned that those who have well-established cases of glaucoma should consume little or no caffeine, as that can increase intraocular pressure and exacerbate the disease.

To a great extent, the study highlighted the benefits of the usual suspects. Leafy green vegetables and colorful foods are cited for their protective, disease-preventing benefits, due largely to their concentration of beneficial antioxidants. Flavonol-rich foods, notably tea, green tea, coffee and chocolate, offer preventive benefits that extent to glaucoma. And red wine, with its significant antioxidant load, is also recommended.

In the glaucoma study, the researchers provided a seven-point set of guidelines for reducing risk. Son:

1. Consume abundant amounts of colorful fruit and vegetables.
2. Avoid high intake of salt in patients with hypertensive glaucoma.
3. Refrain from high-calorie diets (restricting fat) to avoid an increase in body fat.
4. Consider eating fish or nuts rich in omega-3 PFA, which appear to reduce risk.
5. Avoid drinking large amounts of liquid in a single take. It is preferable to drink small amounts in the course of the day.
6. Consume moderate amounts of red wine, black chocolate and green tea.
7. Avoid coffee and caffeinated beverages into reduce increased blood pressure if you already have glaucoma.

Hundreds of years ago, Hippocrates, regarded as the father of modern medicine, said “Let your food be thy medicine.” Our grandmothers said pretty much the same thing. Now it appears that even with a leading cause of blindness, this advice is sage indeed.


Foods to help reduce glaucoma risk

Glaucoma is a leading cause of blindness among adults. The disease involves an increase in pressure in the eye, which distorts the shape of the eyeball, damaging the lens of the eye, and resulting in blindness. This disease can be mitigated to an extent with eye drops, and cannabis, too, has shown to be of help. Sadly, many people go blind due to glaucoma.

Now a study has shown that eating the right foods may help to reduce the risk of glaucoma, prevent the disease, and help people to maintain healthy eyesight longer in life. Researchers reported their findings in the Archives of the Spanish Society of Ophthalmology.

Doctors have known for some time that too much salt can increase overall blood pressure, leading to increased intra-ocular pressure in the eyes, exacerbating glaucoma. Therefore, moderate salt consumption has been a standard dietary recommendation for those with, or at risk for, glaucoma. But the Spanish study goes further, examining the diets of people in two American ophthalmological studies, and in one study from Rotterdam.

According to these large population studies, intake of foods rich in retinol— a form of vitamin A— helps to reduce the risk of glaucoma. Retinol-rich foods include milk, liver, cheese and butter. Interestingly, there was no evidence that a diet rich in dietary fats has any role in the promotion of glaucoma, even though it is well established that, in general, excessive intake of fats contributes to obesity and cardiovascular disease.

Digging deeper, the researchers saw a correlation between lower rates of glaucoma and higher consumption of leafy green vegetables (notably cabbage), carrots, fruits and fruit juices in general, and especially orange-colored fruits such as peaches and apricots.

The Spanish study also recommended high antioxidant foods including green tea, chocolate (the darker and more bitter the better), coffee (skip the sugar and go easy on the cream), and regular black tea. At the same time, they cautioned that those who have well-established cases of glaucoma should consume little or no caffeine, as that can increase intraocular pressure and exacerbate the disease.

To a great extent, the study highlighted the benefits of the usual suspects. Leafy green vegetables and colorful foods are cited for their protective, disease-preventing benefits, due largely to their concentration of beneficial antioxidants. Flavonol-rich foods, notably tea, green tea, coffee and chocolate, offer preventive benefits that extent to glaucoma. And red wine, with its significant antioxidant load, is also recommended.

In the glaucoma study, the researchers provided a seven-point set of guidelines for reducing risk. Son:

1. Consume abundant amounts of colorful fruit and vegetables.
2. Avoid high intake of salt in patients with hypertensive glaucoma.
3. Refrain from high-calorie diets (restricting fat) to avoid an increase in body fat.
4. Consider eating fish or nuts rich in omega-3 PFA, which appear to reduce risk.
5. Avoid drinking large amounts of liquid in a single take. It is preferable to drink small amounts in the course of the day.
6. Consume moderate amounts of red wine, black chocolate and green tea.
7. Avoid coffee and caffeinated beverages into reduce increased blood pressure if you already have glaucoma.

Hundreds of years ago, Hippocrates, regarded as the father of modern medicine, said “Let your food be thy medicine.” Our grandmothers said pretty much the same thing. Now it appears that even with a leading cause of blindness, this advice is sage indeed.


Foods to help reduce glaucoma risk

Glaucoma is a leading cause of blindness among adults. The disease involves an increase in pressure in the eye, which distorts the shape of the eyeball, damaging the lens of the eye, and resulting in blindness. This disease can be mitigated to an extent with eye drops, and cannabis, too, has shown to be of help. Sadly, many people go blind due to glaucoma.

Now a study has shown that eating the right foods may help to reduce the risk of glaucoma, prevent the disease, and help people to maintain healthy eyesight longer in life. Researchers reported their findings in the Archives of the Spanish Society of Ophthalmology.

Doctors have known for some time that too much salt can increase overall blood pressure, leading to increased intra-ocular pressure in the eyes, exacerbating glaucoma. Therefore, moderate salt consumption has been a standard dietary recommendation for those with, or at risk for, glaucoma. But the Spanish study goes further, examining the diets of people in two American ophthalmological studies, and in one study from Rotterdam.

According to these large population studies, intake of foods rich in retinol— a form of vitamin A— helps to reduce the risk of glaucoma. Retinol-rich foods include milk, liver, cheese and butter. Interestingly, there was no evidence that a diet rich in dietary fats has any role in the promotion of glaucoma, even though it is well established that, in general, excessive intake of fats contributes to obesity and cardiovascular disease.

Digging deeper, the researchers saw a correlation between lower rates of glaucoma and higher consumption of leafy green vegetables (notably cabbage), carrots, fruits and fruit juices in general, and especially orange-colored fruits such as peaches and apricots.

The Spanish study also recommended high antioxidant foods including green tea, chocolate (the darker and more bitter the better), coffee (skip the sugar and go easy on the cream), and regular black tea. At the same time, they cautioned that those who have well-established cases of glaucoma should consume little or no caffeine, as that can increase intraocular pressure and exacerbate the disease.

To a great extent, the study highlighted the benefits of the usual suspects. Leafy green vegetables and colorful foods are cited for their protective, disease-preventing benefits, due largely to their concentration of beneficial antioxidants. Flavonol-rich foods, notably tea, green tea, coffee and chocolate, offer preventive benefits that extent to glaucoma. And red wine, with its significant antioxidant load, is also recommended.

In the glaucoma study, the researchers provided a seven-point set of guidelines for reducing risk. Son:

1. Consume abundant amounts of colorful fruit and vegetables.
2. Avoid high intake of salt in patients with hypertensive glaucoma.
3. Refrain from high-calorie diets (restricting fat) to avoid an increase in body fat.
4. Consider eating fish or nuts rich in omega-3 PFA, which appear to reduce risk.
5. Avoid drinking large amounts of liquid in a single take. It is preferable to drink small amounts in the course of the day.
6. Consume moderate amounts of red wine, black chocolate and green tea.
7. Avoid coffee and caffeinated beverages into reduce increased blood pressure if you already have glaucoma.

Hundreds of years ago, Hippocrates, regarded as the father of modern medicine, said “Let your food be thy medicine.” Our grandmothers said pretty much the same thing. Now it appears that even with a leading cause of blindness, this advice is sage indeed.